Original.png

Bierzo

Administrativamente, Bierzo pertenece a la amplia región de Castilla y León, muy dentro de los límites de la frontera. Sin embargo, su suelo, subsuelo y clima, tienen mucho más que ver con la región de Galicia. De hecho, la humedad relativa, las precipitaciones y las temperaturas relativamente bajas están influenciadas por el mar Cantábrico y el Atlántico. Así, tenemos una temperatura media anual en torno a los 12º centígrados y unas precipitaciones de unos 700 mm. El suelo tiene una textura limosa en pendientes entre altitudes de 450 a 800 metros. El pedregoso también es importante con un tipo de lutitas llamadas pizarras, en su mayoría arcillosas. Con casi tres mil hectáreas de viñedos, Mencía domina en gran medida los viñedos de uva tinta.

Priorato y Bierzo, similares en su constitución, transmiten la mineralidad típica a los vinos. Las diferencias climáticas son imperativas en las respectivas diferencias de terruño.

Bierzo x Priorato

Se trata sin duda de la segunda mayor rivalidad de España por regiones, después de Rioja x Ribera del Duero, más clásica y tradicional. En este enfrentamiento, solo el consumidor se beneficia de vinos con gran personalidad y uvas muy típicas, marcando con propiedad los respectivos terruños.

El Bierzo se encuentra en un valle como un caldero, rodeado de montañas donde algunas también tienen viñedos de difícil acceso, dando una vista imponente y espectacular donde nadie queda indiferente.

Yo personalmente recomiendo la Mencía que es la variedad de uva Rainha do Bierzo, pero también los grandes vinos blancos de la variedad de uva Godello, blancos fantásticos y con enorme personalidad, con frescura y excelente untuosidad, fácil de ver cómo el mercado se ha adherido a estos vinos cuando nos damos cuenta de que el kilo de uva Godello de esta región puede llegar a casi los 5 euros.